Advertencia: Esta reseña puede contener spoilers de la película, pero no afectan demasiado la experiencia si solo vienen a tirar hate, sean bienvenido.

La película trata sobre Light Turner, un estudiante de preparatoria “arriba” del promedio que un día encuentra la Death Note, un cuaderno con la capacidad de matar gente con solo escribir su nombre en él mientras piensas en la cara de la víctima. También se nos muestra a Mia, una chica porrista popular que asiste a la misma escuela de Turner siendo ella su interés amoroso, ella esta aburrida de su rutina y ve en Light y en la Death Note una oportunidad.

Rápidamente se nos muestra a Ryuk, el dios de la muerte guardián de la libreta que ínsita a Light a matar con la misma, posteriormente Turner decide usar la misma para limpiar el crimen del mundo matando criminales y gente mala. Obviamente las instituciones de justicia no están de acuerdo con esto y L uno de los más grandes detectives del mundo decide actuar para detener a Kira, el “dios del nuevo mundo”.

La historia de la Libreta Mortal

La gran mayoría de las personas conocemos Death Note, uno de los mangas más famosos en los últimos 20 años que posteriormente fue adaptado a varios formatos, incluyendo dos películas de live action –y un spin off de las mismas- un anime, algunos OVAs, videojuegos y novelas ligeras ya que en su momento fue una gran novedad por tratar diversos temas en su historia siendo este un manga shonen publicado en la Shonen Jump, una revista que dedica su espacio a mangas de acción y aventura.

Death Note pudo tocar temas como si debemos tomar la justicia en nuestras manos, una crítica directa al sistema educativo japonés al igual que a la sociedad oriental y parte de la occidental y que tan lejos puede llegar una persona para poder alcanzar sus objetivos.

Siendo esta historia popular tanto en Japón como en este lado del océano, Netflix decidió crear esta nueva adaptación con movimientos polémicos tales como que la historia se llevaría a cabo en Estados Unidos, y algunos personajes sufrirían cambios no solo de nacionalidad, sino que también de raza.

¿Pero que hace mal esta película? ¿Le hace justicia al manga? ¿Necesitábamos esta adaptación? Pues déjenme contestarle sus preguntas en los siguientes párrafos.

1 – No sirve como película

La película va demasiado rápido, apenas es salvada por las actuaciones de algunos personajes que nos ayudan a entender lo rápido de la trama, pero llega un punto en que se confunde ya que trata muchos temas, reglas y escenas que apenas tienen tiempo de explicarse a si mismas. Casi al final, cuando meten un poco el freno de mano, no puedes evitar en preguntarte ¿Qué paso?

Siento que si esto hubiera sido una serie episódica como nos tiene acostumbrado Netflix, hubiera quedado mucho mejor para poder llenar varios huecos argumentales y desarrollar bien a los personajes.

2 – Se olvida rápidamente del tema principal

Uno de los principales temas en la serie original de Death Note es la lucha de dos puntos diferentes de la justicia que en esta película se trata de sobrellevar… los primeros 30 minutos. Posteriormente a la aparición de L la película se olvida de ese punto de manera magistral para abrir paso al romance de Mia y Light Turner personajes principales de la película. Dejando muy de lado su búsqueda de justicia para abrir paso a un romance casi del nivel de la saga de Crepúsculo.

Si bien creo que le inyecta un aire fresco a esta adaptación, sigue sin gustarme y eso que soy muy fan del cine americano.

3 – Abusa del Gore

En la obra original, al no escribir la causa de la muerte, la victima muere por un paro cardiaco, si bien la muerte era violenta, no abusaba de la sangre. Cosa que aquí si hacen.

Entiendo que el morbo a veces gana o es muy fuerte pero no era necesario que, en cada muerte, los cuerpos literalmente explotaban. Sinceramente hubiera preferido las muertes con ataques al corazón, pero creo que es más fácil hacer este tipo de muertes que poner a actuar un ataque cardiaco.

4 – La música

Regularmente muchas cintas son salvadas por la magnífica coordinación de la música con las escenas, pero no en este caso. La música que debería apoyar el montaje, en especial los últimos momentos de la película, va totalmente en dirección opuesta a lo que esta sucediendo, esto se ve claramente en la escena del muelle, pues en vez de cerrar el conflicto y la relación de Mia y Turner de manera dramática, la hace más ridícula de lo que es.

Y hablando de Mia.

5 – Mia

En serio, no sé por que este personaje existe, se me hace un desperdicio de tiempo y dinero.

Fácilmente la película podía existir sin la necesidad de Mia. A diferencia de la mayoría, que menciona que Turner hace lo que hace para impresionar a Mia, no es así. El ya tenía razones para hacerlo, su madre había fallecido a manos de un criminal, veía como el sistema de justicia fallaba de maneras increíbles y sin la existencia de la misma, Turner hubiera tenido más peso como un protagonista inteligente y que está dispuesto a arriesgar todo por lo que cree correcto. Sinceramente esta película hubiera tenido mejores opiniones de la película que de por si y por los puntos de arriba, no cumplió.

La persona cuyo nombre este escrita en esta libreta, morirá…

Sinceramente Netflix nos tenía acostumbrados a entregarnos productos de calidad, ya sea en series, películas o documentales, pero también tiene sus tropiezos y siento que Death Note es uno de ellos, si bien las actuaciones de Nat Wolf, Keith Stanfield y William Dafoe salvan parte de la película, se siente como una derrota total.

Si la película no hubiera tomado el concepto de Death Note, esto sería más como Destino Final y no hubiera recibido tanto odio. Pero bueno, la mayoría de las adaptaciones no tienen mucho éxito y esta no fue la excepción.

Comentarios

comments