Pues bien, valió la pena un largo viaje para conocer lo que nos esperaba en Antigravity Con, a la cual asistimos por primera vez. En Tabasco nos recibieron calurosamente (literal y metafóricamente); un ambiente festivo y amistoso fue lo que encontramos al llegar. Afortunadamente nos dieron un hermoso lugar para registrar a los cosplayers que visitaron y a los que engalanaron la convención. Fue una gran experiencia que esperamos se repita, les dejamos algunas imágenes.

Fotografías por QuetOS:

 

Comentarios

comments