Hace algunos días el Internet enloqueció por la posibilidad de que el actor Robert Pattinson sería el nuevo portador del manto de Batman en la película que dirigirá Matt Reeves, que está programada a estrenarse el próximo año, The Batman.

Este anuncio provocó una ola de reacciones negativas, memes e insultos para el hombre que alguna vez interpretó a Edward Cullen en la infame saga de películas de Crepúsculo, pues los fans de los cómics lo consideraron como la peor idea que Warner Bros. pudo tener para reemplazar a Ben Affleck tras su salida del mundo de DC por los malos resultados de Batman v Superman y de Justice League.

Pero la cosa no terminó ahí pues aparecieron campañas en Internet para que la compañía de Bugs Bunny reconsiderara las cosas,  lo cual aún no surte efecto. Y celebro que esto no haya pasado puesto que hoy en día parece que la tónica ante cualquier anuncio en el mundo del cine basado en cómics es motivo de peleas y de furia que solo se detiene cuando a una cinta le va mal o al protagonista le va peor. Incluso me atrevería a afirmar que ya no le damos ni siquiera una oportunidad a los actores que van a tomar un rol tan importante como el de Batman, por tanto, si bien Pattinson tuvo un inicio muy favorable al interpretar a Cedric Diggory en Harry Potter y el Cáliz de Fuego, no podemos negar que a pesar de lo espantosas que son las cintas de Crepúsculo. Estas le dieron la fama que hoy tiene.

 Si bien la llegada de Robert a DC genera polémica por el estereotipo del “Vampiro Brilloso”, también hay que recordar la enorme lluvia de odio que le cayó a Michael Keaton cuando fue reclutado por Tim Burton para el filme de Batman en 1989, siendo que el ganador del Oscar venía de una larga trayectoria en la comedia.

Igual le paso lo mismo a Val Kilmer en Batman Forever, a Heath Ledger en Dark Knight o hasta el mismo Ben Affleck a quien tacharon de mal actor y de viejo gordo, que su capacidad no daba para ser un Bruce Wayne decente… Y años después, la mayoría de ellos ahora son ídolos de aquellos que los odiaron en un inicio, ¡qué casualidad! ¿no? Estas reflexiones vuelven a ser relevantes con el caso Pattinson, a quien miles de fans ya están intentando linchar sin siquiera dejarlo ponerse la capa.

También hay que mencionar que alguien con una carga tan pesada como Robert, que se ha esforzado en alejarse de la sombra de Edward Cullen, para aparecer en proyectos que le exigen más como Cosmópolis (2011) de David Cronenberg, Maps to the stars (2014), junto a Julianne Moore y High Life de la francesa Claire Denis, una de las películas más fascinantes del año.

Esto ha provocado que ahora Pattinson sea el consentido de los críticos y cinéfilos más comprometidos, que saben bien lo que ha estado haciendo el actor los últimos años con algunos de los mejores directores del mundo indie y alternativo. Esto nos hace pensar que tomará el rol de Batman con mucha seriedad y que se comprometería a darnos un buen desarrollo de personaje.

Otro punto a su favor es que tiene 33 años de edad, tan solo 2 años mayor que Gal Gadot quien interpreta a Wonder Woman. Lo que lo hace perfecto para ser un Bruce Wayne que nos dure muchos años así como en su momento lo fue Robert Downey Jr con Iron Man. Además, la juventud del actor nos hace soñar en que por fin Warner se ponga las pilas y ahora sí le coma el mandado a Marvel.

Si la empresa quiere arreglar el relajo que quedó tras Justice League, deben lanzar a la de ya una cinta basada en Flashpoint o las Crisis de Tierras Infinitas, para juntar tanto lo que vemos en el cine como el universo televisivo. Y ya volándose la barda, hasta hacer una conexión con la serie de Gotham, para que de este modo todo encaje y se deje de lado lo vergonzoso que han ido dejando en el mapa.

Nadie sabe si el Batman de Robert Pattinson será un éxito o un fracaso. Nadie lo sabía tampoco cuando contrataron a Daniel Craig para interpretar a un violento James Bond, que ha resultado ser una maravillosa reinvención del personaje. ¿Será que el secreto es dejar que lo intenten para poder demostrar que el pasado no importa y que todo lo que se diga antes de siquiera intentarlo, es puro odio?

Dinos qué opinas al respecto en los comentarios. Nos leemos pronto.

Comentarios

comments