Me da harto miedo, así, mucho.

(The Shining)

Director: Stanley Kubrick
Año: 1980
Duración: 146 min

Hay varios motivos para no hospedarse en un hotel: mal servicio, deficientes instalaciones, que esté infestado por una plaga o en el caso del hotel Overlook, que esté infestado por espectros malignos; pues a los Torrance parece no inquietarles esto último, ya que a pesar de los malos antecedentes del lugar, como estar construido sobre un antiguo cementerio indio (de esos que abundan en las pelis de terror gringas) o ser escenario del escalofriante homicidio de una familia, deciden pasar el invierno en el Overlook, pero no hospedados, sino como guardias del lugar, debido a que el hotel cierra sus puertas durante el invierno a causa de lo crudo de la época del año en tan remoto lugar de las montañas de Colorado.

Pues los Torrance llegan al hotel el día del cierre del mismo, se les indica lo que deben hacer, y entre la gente presente está un cocinero, con quien Danny (el pequeño hijo de los Torrance) logra establecer comunicación algo así como telepáticamente; el cocinero pregunta a Danny desde cuando posee tal habilidad, Danny no responde a la pregunta diciendo que Tony, un niño que vive en su boca, no le permite hablar al respecto, además de que le muestra cosas sanguinarias y horribles sobre el futuro (probablemente Danny culpará a Tony por la cantidad de majaderías que saldrán de su boca en la adolescencia, no lo sabemos).

En el hotel ya solo quedan los Torrance; el señor Jack Torrance ocupa el tiempo en tratar de escribir en paz y soledad su nueva novela (que fue el motivo para tomar tan bizarro trabajo), Wendy (la esposa) y Danny juegan juntos en el hotel, pero Danny, gracias a Tony, sabe que hay algo macabro en el lugar, más allá de la cara de loco de su padre y lo confirma cuando el espectro de dos pequeñas niñas se aparece frente a el y lo invitan a jugar y Danny, como es muy selectivo, no juega con espectros. La supuesta paz del lugar termina rápidamente.

Jack se vuelve grosero y agresivo con su familia, Danny encuentra en una habitación a una mujer que trata de estrangularlo (sobra decir que era un fantasma); Wendy ve las heridas en el cuello de su hijo y cree que el responsable es Jack y comienza sentir miedo del lugar. Jack encuentra que es mejor comprendido por los espectros del hotel, que solo le piden que mate a su familia para continuar así con su trabajo como guardia. Wendy golpea a Jack cuando este trata de atacarla, lo encierra en una bodega, pero un espectro le permite salir (ya son amigos). La persecución comienza y las circunstancias no son parejas, Jack trae un hacha y esta completamente loco, Wendy trae un cuchillo y tiene harto miedo y Danny pues nomas puede atraer al cocinero de vuelta al hotel con sus poderes mentales, pero cuando llega se encuentra con el hacha de Jack y ahí termina su participación.

Danny y Wendy se separan durante la persecución y el primero logra confundir a Jack dentro de un laberinto en el jardín del hotel, logrando así dejarlo extraviado y escapar, mientras que la segunda se encuentra con montón de visiones feas chorreantes de sangre, pero que no le hacen nada más allá de un buen susto.

La película nos habla sobre la importancia de no construir sobre cementerios indios, de comunicarse telepáticamente para asegurar un buen servicio y de visitar las instalaciones de un hotel antes de aceptar quedarnos encerrados en el durante casi medio año.

 

Escenas que no te puedes perder:

  • Jack Torrance rompe la puerta del baño con un hacha
  • Jack Torrance discute con el antiguo guardia del hotel
  • Niñas muertas en el pasillo.

Comentarios

comments